Nueva tienda de Prada en el corazón de Miami Design District

Compartir

7/12/2017

Créditos: Glocal

Texto Glocal

| Design Miami |

Ropa, bolsos, accesorios y calzado se ven envueltos en un escenario de contrastes y contradicciones que desvelan la esencia de lo que es Prada. Su nueva tienda en el corazón de Miami Design District no sólo coincide con Miami Art Basel 2017 sino que también es una interpretación fresca de sus conceptos arquitectónicos y de diseño para la venta minorista, un toque que le da una inédita identidad visual al entorno de la marca.

La tienda –de 650 m2– fusiona el estilo Art Dèco con la influencia de América Latina; por eso, se ve influenciada por el modernismo clásico de la década de los 60, y la combinación de formas sensuales y materiales táctiles inherentes al diseño brasileño de mediados de siglo. El espacio emula una atmósfera doméstica con mobiliario de diseñadores brasileños, como Joaquim Tenreiro –considerado el padre del diseño moderno brasileño–, Carlo Hauner y Martin Eisler, Jorge Zalszupin, José Zanine Caldas y Sérgio Rodrigues. Su trabajo dado a conocer entre las décadas de 1940 y 1950 es el tema principal que inspira el proyecto: un diseño relacionado con el entorno que lo rodea, enriquecido, respetando los materiales y celebrando la artesanía. El ambiente de estas piezas y del espacio como un todo, es de intimidad, comodidad y realidad.

El exterior refleja la precisión rectilínea del diseño de los años 60: la fachada se distingue por una serie de hojas verticales blancas y densas agrupadas sobre grandes ventanales que al reaccionar a los cambios de luz natural, revelan u ocultan el interior. Dentro de este espacio, los muros en bajorrelieve hacen eco de la estética Tropical Deco de la vieja Miami Beach en sus diseños intensos y estilizados; los estilos en realidad se extraen de las impresiones de la colección Prada, destacando una simbiosis estética entre dos mundos: arquitectura y moda.

Los muebles del espacio, diseñados y producidos como piezas únicas por Tenreiro entre otros, definen el interiorismo. Hecho a partir de palisandro brasileño, cada pieza es notable por sí misma, pero también poco convencional en este contexto minorista, reconfigurando el espacio en una llamativa serie de entornos domésticos.

El piso Art Dèco de mármol blanco y negro a cuadros recuerda la histórica tienda Prada en la Galleria Vittorio Emanuele II en Milán; mientras que en el techo, una disposición de vigas esbeltas retoma la nueva imagen que se ha pensado para las tiendas Prada en todo el mundo.